jueves, agosto 03, 2006

Perro en bote

Yo por Dentro - Vida Diaria

La gran mayoría de mis pasatiempos y obligaciones se practicaron siempre en recintos cerrados, en soledad, y relativamente cerca de mi hogar. O dentro del mismo. Sabiendo esto, es fácil comprender el porqué no tengo idea de cómo se llaman la gran mayoría de las calles que rodean incluso mi propia casa, o la forma de llegar de cualquier punto a este u otro lugar.

Esta condición mía (supongo que alguien sabrá decirme porqué) hace yo quede como un hombre que ha vivido poco o que no presta atención al mundo que lo rodea. Que lo soy, en más de un sentido, pero creo que eso no le da derecho a nadie a dársela de trotamundos experimentado/a a mis expensas. Es que mis capacidades son limitadas como las de cualquiera, y si tengo que elegir, prefiero mil veces saberme de memoria algunos versos de Rubén Darío antes que las paradas del 60 que dobla en tal o cual esquina. Ejemplificaré una situación cotidiana, modificando lugares e identidades por motivos de privacidad:

Yo: -Mamá, ¿Qué me conviene tomar para ir a la casa del Capitán América?
Robert de Niro: - Tomate el #00, que te deja en Villa Gamuza, como cuando vas al Centro de Rehabilitación para Lenguas Mordidas.
Yo: ¿Y donde para el #00?
Robert de Niro: ¿No te acordás que al #00 lo tomábamos todos los sábados cuando yo trabajaba en la fábrica de huevos de pascua?
Yo: -La verdad que no.
Robert de Niro: -¿Cómo no vas a saber dónde para el #00?
Yo: - Tampoco sé que es Villa Gamuza.
Robert de Niro: -¿Nunca fuiste al Centro de Rehabilitación para Lenguas Mordidas?
Yo: -No.
Robert de Niro: Pero… ¡Sos un infeliz, no conocés nada!
Yo: -Bueno.

Como se habrán dado cuenta, tratar de darme referencias resulta casi tan complicado como hacer que un gato se trague una aspirina atada a una tarjeta de crédito. Pero tampoco insisto, porque me digan lo que me digan siempre termino recurriendo a la Guía “T” de Bolsillo. Lo curioso es que gracias a este librito -y muy de a poquito-, voy aprendiendo a dar indicaciones. Ayer, sin ir más lejos, una mujer acompañada de una nena me sometió a la siguiente conversación:

Mujer: -Te hago una pregunta, ¿El 710 me deja en Béccar?
Yo: -No. Para ir a Béccar usted tiene que seguir caminando derecho, y en la esquina de esta calle y la avenida, tomarse el 203 0 el 371 de cartel blanco que dice “Acassuso”.
Mujer: Muchas gracias.

Debo estar creciendo.

37 Comments:

Anonymous Mane dijo:

Decimelo a mi, q dando indicaciones soy de terrrooooorrr!!! Y tampoco me conozco ni una sola calle, ni siquiera las de mi casa de la infancia en donde vivi 23 anios. Ayer justamente dos chicas orientales me preguntaron como hacian para llegar a un barrio de por aca. De casualidad q era el barrio donde vivo! Igualmente entre mis confusas indicaciones y mi aun mas ininteligible ingles, dudo q hayan llegado... Bueno, puede q hayan recorrido un poco la ciudad al menos...

jueves, agosto 03, 2006 8:49:00 a. m.  
Anonymous Pitoti2 dijo:

PUNTO 1: Para esos casos se inventaron las guías de calles.
PUNTO 2: No es solo tu problema. Como habitante externo a la CABA. Cada vez que pedí indicaciones para llegar, por ejemplo a Temperley, terminé en Ciudadela. El problema es que en general no sabemos decir simplemente NO SÉ.
PUNTO 3: No sabemos estos detalles porque no son de uso cotidiano. Si laburaras de tachero lo sabrías por frecuencia de uso (aunque tengo mis teorías que parte del conocimiento se absorbe por osmosis o desde la Matrix, conciencia universal o como quieras llamarle).
PUNTO 4: No me pueden negar que se siente cierto placer al indicarle a alguien como llegar a un destino con precisión. Esa sensación de Indiana Jones que te queda es incomparable.

jueves, agosto 03, 2006 9:02:00 a. m.  
Blogger Jes dijo:

La Guía T soluciona muchos de esos problemas, siempre que las estés mirando como corresponde y no al revés (como yo, por ejemplo). Pero me ubico bastaaante bien, de hecho cada vez que voy con alguien a Capital, generalmente ese alguien no sabe cómo llegar a donde vamos y paso a convertirme en guía turística. Si no se dónde queda el lugar me gusta averiguarlo y ver cómo llegar. De pequeña mi madre me hizo aprenderme de memoria las calles que rodean mi casa hasta 1 km a la redonda, más o menos, y me acostumbró a manejarme sola con los medios de transporte, está bueno.

jueves, agosto 03, 2006 9:35:00 a. m.  
Anonymous deapoco dijo:

te recibiste de "guia T ilustrado"
felicitaciones.
ahora me podrías decir como ir a adrogué?

jueves, agosto 03, 2006 9:54:00 a. m.  
Blogger Señorita Cosmo dijo:

A mi en cambio me encanta saberme las calles. En general, de treinta cuadras de mi casa a la redonda me manejo una maravilla, saliendo de Capital fui, no tengo idea, aunque por ahí siempre hay una avendia grosa que sirve de referencia.
Igual, me encanta. La guía T es una de mis obras literarias favoritas. Detesto tener que preguntar y siempre la llevo conmigo por si aparece uan eventualidad.
La guía T se merece el premio nobel de literatura y diseño.
¿Quién carajo la invento????

jueves, agosto 03, 2006 9:58:00 a. m.  
Blogger Mantis dijo:

Mane: "No soy de acá" -digo yo cuando no sé, para no pasar vergüenza. Pero la procesión va por dentro.

Pitoti2: Cierto. Tengo un flaco conocido que reparte pizzas y empanadas que se sabe todas las calles. Slir a hacer censos también debe ayudar. Y más que Indiana Jones, me siento el padre de Indiana jones.

Jes: Mi madre también me enseña, pero yo no le presto atención. Es automático, porque mi cerebro no se queda con los datos de una ocasión a la siguiente: cada vez que debo ir a un mismo sitio, tengo que volver a preguntar.

Deapoco: Ni idea donde queda Adrogué. Me suena a Arkansas, Ottawa y todos esos otros lugares que jamás conoceré.

Cosmo: Ahora a cualquier cosa se le llama literatura. Vergonzoso...

jueves, agosto 03, 2006 10:14:00 a. m.  
Blogger Cruella De Vil dijo:

Mantirula:
Y si le digo que no conozco demasiadas calles?
Y si le digo que tampoco me interesa aprenderlas?
Qué le apuesto que ni le importa?
Sep.
Vengo con unos días complicados y se me nota.
=S

jueves, agosto 03, 2006 10:16:00 a. m.  
Anonymous Lala dijo:

jajajaja... me hacés acordar a mi hijo mayor...
Eso te pasa por vivir en una graaaaan ciudad. En Rosario, la mayoría de la gente se dabe las calles del barrio y la de otras zonas tambien.
Eso si.. con el tema del transporte pasa que viven cambiandole el recorrido a las líneas y capaz que queres ir a zona norte y en la mitad del recorrido te das cuenta que te vas para el sur.
Anyway, aunque no te sepas las calles, los barrios y los bondis... te voy a seguir leyendo.

jueves, agosto 03, 2006 10:35:00 a. m.  
Blogger Mantis dijo:

Cruela: Descomplíquelos, entonces. Porque si no lo hace usted, nadie más lo hará. Mi Guía T del año pasado está a su disposición, yo no la uso.

Lala: A la tercera curva o vez que dobla, yo ya no sé si el colectivo para para el norte o el sur, que querés que te diga...

Por eso ando casi siempre en tren o caminando, ya que las probabilidades de catástrofe geográfica se ven reducidas considerablemente. Y no dejes de leerme nunca, o te vas a morir. En serio, lo dijo un médico en la radio.

jueves, agosto 03, 2006 10:55:00 a. m.  
Blogger Magic dijo:

Gran avance!! Se ve que tu memoria geográfico-transportil se está afilando!!
Creo que hay habilidades innatas para determinadas cosas. Un ejemplo: me oriento de 10 incluso dentro de una ciudad que no conozco, pero soy capaz de cruzarme a un conocido por la calle y no recordar a qué sector de mi vida pertence! Entonces me saluda, y me siento obligada (para no quedar como una gila) a seguirle la corriente mientras mi cabeza va a mil pensando quíén es esta persona que tan fervorosamente me habla...

jueves, agosto 03, 2006 11:17:00 a. m.  
Blogger Cronida dijo:

Yo no se como hacen para memorizarse tantas calles! Es un sifrimiento para mi ir a Capital (jaja, si, exagero). Me quedo mil veces con los numeritos de mis calles... Aunque las diagonales siempre me pierden.
Ahora, nunca les pasó de preguntar "para donde queda la calle Los Cuatro Fantasticos" y que te digan cómo ir con lujos de detalles... Pero te terminen mandando para otro lado? Si fuiste vos Mantis... me las vas a pagar!

jueves, agosto 03, 2006 11:21:00 a. m.  
Blogger Mantis dijo:

Magic: Digamos que usted sabe a donde vá, pero no sabe con quien. Eso es peligroso: póngale nombre y apellido a sus metas. O números, apodos, que se yo...

Cronida: No lo creo. Porque yo siempre me hago el turista cuando alguien me pregunta, ya lo dije. Prefiero mentirle así y no de otra manera en la que se vaya a cansar más.

Porque es mejor que el tipo me recuerde como infeliz ignorante y no como mentiroso hijo de vaya a saber quien.

jueves, agosto 03, 2006 11:36:00 a. m.  
Blogger Magic dijo:

Jajaja, le aseguro, Mantis, que hay personas que no se me borran... jaja (será una trampa de la memoria selectiva?)

jueves, agosto 03, 2006 11:38:00 a. m.  
Blogger Zoimanzanita dijo:

Me gusta saber las calles. No me gusta dar indicaciones, pero sí saber donde estoy parada. Tengo un mapa mental, y aunque hay calles que no sé ni que existen, de oído a veces tengo idea de por donde están, porque con esos nombres no las imagino en otros lugares. Quizás sea eso, un producto de mi imaginación, y aúne imágenes mentales con nombres, pero que realmente no tienen nada que ver.
Hasta ahora nunca me perdí, ni siquiera en ciudades ajenas a la mía, me ubico bastante bien... por suerte, igualmente existen esas guías que yo nunca usé por no entender, nunca entendí la forma de narración de los recorridos de los colectivos O.o Sí, soy tonta.
besos!
Igualmente, estrría bueno perderse. En algún lugar desconocido, es la mejor forma de conocer.

jueves, agosto 03, 2006 11:42:00 a. m.  
Blogger Mantis dijo:

Zoimanzanita: No se... no me gusta la idea de perderme en esos barrios que se parecen al Detroit de las películas de Robocop, donde te empiezan a salir los pandilleros a la madrugada. Por lo menos cuando voy desarmado.

Pero desde que empecé a trabajar nuevamente, si no cené y estoy metidito en la camita a las diez de la noche, al otro día no sirvo para nada, así que no corro esos riesgos.

Y eso de que las calles no las imaginás en otros lados... bueno. La macana es que hay calles que duran como cincuenta cuadras, y otras con nombres equivalentes en diferentes partidos. Es un lío.

jueves, agosto 03, 2006 11:54:00 a. m.  
Blogger Still single dijo:

Nunca se me había ocurrido que el "indicacionismo" podía ser tomado como un parámetro de crecimiento.

Bueno, bienvenido sea. Igual, creo que cuando tenés cara de guía Filcar adquirís "indicacionismo" enseguida!

Saludos!

jueves, agosto 03, 2006 1:00:00 p. m.  
Anonymous Lala dijo:

miércole... me dio miedito.. te voy a hacer caso a ver si el médico ese de la radio tiene razón!
Por las dudas, si podés posteá 3 o 4 veces por día.. así tengo más chance de seguir en pie.

jueves, agosto 03, 2006 1:20:00 p. m.  
Anonymous Pitoti2 dijo:

Suelo orientarme bien, quizás por el hecho de haber vivido en varias ciudades, algunas como La Plata con sus diuagonales o veranear en San Clemente con sus calles curvas que se cortan dos veces con una misma calle. En fin, en general no tengo problemas y coincido con Srta.Cosmo en que es bueno guiarse por las avenidas grosas, que todos las conocen. Algo así como "¿del Obelisco cuántas cuadras?". Ni que hablar en el extranjero (no sabés cuantas avenidas Ausgang hay en Alemania).pero nunca está de más llevarse un mapita, que en los sitios turísticos te los dan con la publicidad, así conseguí orientarm een Mar del Plata (un quilombo con esa costa toda retorcida, me quedo con San Clemente) o si es algo más grande te lobajás antes de Internés o invertís unos mangos y comprás un Auto Ruta.Que se yo, al menos hasta ahora siempre volví...

jueves, agosto 03, 2006 1:33:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Solterilla: Ah, yo por suerte tengo cara de paparulo, nomás...

Lala: No, porque se arriesga a la sobredosis, mujer.

Pitoti: Es que si construyo mi unidad de medida de la distancia y coordenadas en torno al Obelisco,me expongo demasiado:

-"¿Cuanto sale el boleto hasta seiscientas cuadras sureste del Obelisco, Señor Colectivero? ¿Me avisa cuando estemos?"

Me va a bajar de una patada.

jueves, agosto 03, 2006 1:56:00 p. m.  
Blogger Marina dijo:

En mi flog hice un post al respecto hace mucho tiempo. La verdad, lo de aprender las calles es una habilidad que nunca aprenderé... Además, vivo en Capital asi que si me largas por el gran buenos aires me siento en Silent Hill =P
Pero la guia T siempre siempre me salva. Siempre llego y llego bien. Un día de mucho aburrimiento la pinté de negro y ahora cuando la agarro en el medio de la calle me siento importante leyendo mi libretita negra =P
Yo creo que uno aprende con la repeticion constante, asi que si, debe ser que estas creciendo.

jueves, agosto 03, 2006 2:03:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Lo mío es Silent Hill casi todo el tiempo.

No saben usted lo extasiado que ando cuando pego la vuelta a la manzana o varío en algunas cuadras alguno de mis caminos predeterminados para toda situación...

jueves, agosto 03, 2006 2:07:00 p. m.  
Anonymous Pitoti2 dijo:

Pero no podés negar que ESA SI ES UNA REFERENCIA.
Fijate, a mi me ubicás fácil 1040,7Km al Oeste del Obelisco y ahí doblás dos cuadras a la izquierda... Facilísimo.

jueves, agosto 03, 2006 4:44:00 p. m.  
Anonymous Pitoti2 dijo:

Miren, Mantis se puso un bar...
http://www.miniplug.tv/29-04-2006/miniplug-presenta-la-fiesta-inolvidable/

jueves, agosto 03, 2006 5:09:00 p. m.  
Blogger Amperio dijo:

Yo solucioné mis problemas de orientación insertándome un GPS helicoidal en la amígdala izquierda. Gracias a ese maravilloso invento hoy viajo desde Congreso hasta Once sin ningún tipo de problemas siguiendo la vía del tranvía.

jueves, agosto 03, 2006 6:29:00 p. m.  
Anonymous malena dijo:

lo autenticamente posta es preguntarle a los taxistas o a los carteros.Como en alemania no hay muchos taxistas ni carteros, yo entro directamente a un planeador de ruta que me dice como puedo ir en auto, en tranvia o en bici a .. casi cualquier parte. Pero yo extranho preguntarle a los taxistas y a los carteros!

jueves, agosto 03, 2006 7:33:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Pitoti2: Dese una vueltita por el bar, amigo. Y pídase una ronda de lo más caro que haya a nombre del dueño. O sea, yo.

Amperio: Me niego a creer que un compañero como usted no se sepa las calles de memoria, después de todas esas madrugadas de andar batallando contra las botas y boinas blancas.

Malena: A mí me da la impresión que a los carteros los sacás de su recorrido y ni idea tienen de dónde están parados.

viernes, agosto 04, 2006 8:23:00 a. m.  
Anonymous Pitoti2 dijo:

Espero verlo cuando vaya a Venezuela (en una de esas aprovecho cuando hagan el gasoducto)

viernes, agosto 04, 2006 2:45:00 p. m.  
Blogger Carolina dijo:

^_^ Es que llega un punto en el que esa información la absorbés aunque no te lo propongas. A mí me pasó de tener unos 15 años y estar a 10 cuadras de mi casa (para el lado que no voy nunca, aclaro en mi defensa), y no darme cuenta. Y eso que siempre viví en Buenos Aires, donde las calles cortan a 90 grados y la numeración se mantiene.. Pero, ¿para qué corchos se inventó la guía T de bolsillo, precisamente, si no es para que uno no invierta memoria en lo que se puede leer?

Hablando de bondis, ayer el compumap me mintió y me mandó a tomarme un ramal que no existe. LPQLP. Viva la Guía T

viernes, agosto 04, 2006 3:00:00 p. m.  
Anonymous La princesita bonaerense dijo:

Se da cuenta, Mantis? Nadie se percata de que Ud. no ha crecido, y de que es, simplemente, UN VIL EMBUSTERO.
Dónde se ha visto un 203 tan atrevido como para ponerse un cartel que ostente un cheto "Acassuso"? Y menos color blanco.
Lo bueno es que no insististe con el 60, porque la tan ingenua habría tomado con gusto el que va a Maschwitz.
Mis disculpas a los porteños y extranjeros por estos excesos bonaerenses.

viernes, agosto 04, 2006 7:31:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Pitoti2: Lo espero.

Carolina: El tipo que inventó la Guía T de bolsillo sabía lo que hacía. Espero que tenga mucha plata y sea feliz: se lo merece casi tanto como Shigeru Miyamoto.

Princesita: El 371 de cartel blanco dice Acassuso, y te deja en Beccar. Y el 203 también pasa por Beccar. Si mi redacción no fue la que usted necesitaba para terminar de comprender las indicaciones, le ruego me dispense.

Y lo de vil embustero me gustó mucho. Nunca nadie me había llamado así... debo estar haciendo las cosas bien.

sábado, agosto 05, 2006 8:29:00 a. m.  
Anonymous La princesita bonaerense dijo:

Aceptado.
Pero... sabía que no sé por qué razón Beccar no lleva tilde?

sábado, agosto 05, 2006 1:25:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Porque se ofendió Gustavo Adolfo. Sin embargo ante la duda, antes de postear me metí a la página oficial del partido y allí todos le dan al B´´éee´´ccar sin saco.´

Quise decir Béccar con acento ortográfico.

sábado, agosto 05, 2006 2:31:00 p. m.  
Blogger una de piratas dijo:

No importa, mantis, pero la mayoría de los carteros , por lo menos, acá, estan fuertísimos!

domingo, agosto 06, 2006 7:46:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

¿Acá donde?

miércoles, agosto 09, 2006 1:22:00 p. m.  
Blogger Goyitrina dijo:

Y bueno, cuando yo estaba aprendiendo a andar e ir por la universidad, la verdad es que no tenia idea ni de donde pisaba...

Y como el tope de todo; los estudiantes mas viejos, que parecen alimentarse de las dolencias de los novatos, cada vez que les preguntaba algo me perdian, me mandaban a otro sitio y estoy segura de que lo hacian a proposito..

Desgraciados U_U

jueves, agosto 10, 2006 9:41:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Yo creía que los estudiantes más viejos se alimentaban de sangre de unicornio.

Porque siempre estoy pensando cosas.

viernes, agosto 11, 2006 8:36:00 a. m.  
Blogger Jerónimo dijo:

El no saber las calles es la principal razón por la cual me quiero ir a vivir al exterior y empezar una vida nueva.

Jeró

viernes, mayo 18, 2007 3:58:00 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home