jueves, noviembre 09, 2006

¡Spare a Gold piece, Sir! ¡Spare a Gold piece!

Yo por Dentro - Comestible - Madre Naturaleza

Domingos atrás, mi novia y yo aprovechamos para llevar a cabo el primer picnic de la temporada. La idea era darnos una vuelta por Tigre. La suya, supongo. La mía, era acostarme a comer muchos sánguches, en Tigre. O en mi cama, o en el diván de un psicólogo, o en cualquier lado. Puedo afirmar sin temor a equivocarme que estando acostado y comiendo sánguches jamás la he pasado mal. Previsores, compramos todo el día anterior, a excepción del pan, que preferimos adquirir apenas antes de salir, a fin de conseguirlo fresco. Camino a la parada del colectivo (estoy a no más de quince minutos del río), pasamos por un supermercado y compramos una enorme hogaza de pan del tipo “dizque alemán”, de un kilo o más. Para el que no lo conozca, diré que es una suerte de pan de campo alargado, pero de masa blanda y húmeda, enriquecida con leche. Masa de Viena. Un pebete grandote, bah.

Desplegué el mantel sobre el césped a escasos tres metros del río, bajo la sombra de los árboles, y comenzamos a preparar los bocadillos. Tomate, huevo, queso, jamón… incluso reciclé unas fetas de fiambre que estaban en la heladera desde hacía varios días. Se comió muy rico y bien. Como el día se prestaba para un heladito, decidimos guardar con cuidado lo restante (algo de fiambre y un buen pedazo de pan) y someternos al proceso de digestión y debate acerca de los gastos y costos asociados a la náutica amateur. Transcurrida una media hora, llegamos a la conclusión de que para tener una lancha, hay que tener plata y ser un cincuentón bronceado, o el hijo de un cincuentón bronceado. Fue entonces que un hombre andrajosísimo, de unos cincuenta y tantos, sesenta años, se interpuso entre nosotros y el río, llevando una bolsa de nylon verde con sus pertenencias. Un linyera. No creo que él tuviese lancha, tampoco.
-Disculpen, chicos –dijo-, buenas tardes, yo vivo en la calle y quería saber si por favor me podían ayudar… porque, saben, yo vivo en la calle, y si me pueden ayudar con algo, para comprar un sánguche…

Por una cuestión de viáticos o supervivencia, mi novia y yo no damos monedas cuando las únicas que tenemos son unas pocas de un peso, indispensables para el colectivo de vuelta. Y un billete no doy, porque no estoy en condiciones de tanto, realmente. Si hubiese tenido centavos sueltos, se los habría dado, pero no era ese el caso. Lo mismo mi novia, fanática de las limosnas. Fue entonces que ella me recordó lo de aquel riquísimo medio pan que nos había sobrado. Abrí la mochila y se lo ofrecí, dentro de una bolsa transparente.


-Tome, lléveselo, no se preocupe –le dije.
Su lenguaje corporal fue clarísimo: ¿Tenías que tomarte tan literalmente lo del sánguche? -le faltó decir.
-Es fresco –dijo mi novia tratando de convencerlo, quizá derrotarle el silencio. Pero el tipo no respondió. Seguía mirándome como si le hubiese puesto en la mano un pingüino muerto con el cual les hubiera limpiado el sudor del trasero a los participantes de “Cuestión de Peso” tras una sesión de ejercicios aeróbicos.
-No, chicos, esto no… yo vivo en la calle…
-No tenemos otra cosa. Si no le sirve, no se preocupe, que no me ofendo –le dije, empezando a impacientarme.

Tras pensar durante un instante, el linyera esbozó una sonrisa, me devolvió el pan y siguió su camino, rumbo a otras personas mejor provistas. Al ratito, nos levantamos y comenzamos a caminar en busca del helado acordado, tratando de entender el episodio. Entonces lo vi al linyera, acercándose a un grupo de chicas. Y un cigarrillo, aceptó.

A menos que sea celíaco, por mí, se puede ir bien a la mierda. Lo único que le agradezco, son las tostadas que desayuné al día siguiente.

Etiquetas:

30 Comments:

Anonymous Animal dijo:

Por ahí quería un peso pa' la birra...

No se, en cuanto a dar plata... tampoco me gusta dar. Más que nada porque no sabés qué van a hacer con eso. Seguramente hay chicos que van y se compran comida... pero también hay otros que lo usan para cualquier otra cosa, o porque los mandaron a pedir y es su "trabajo" y por esos pocos se genera la desconfianza.

Ahora, si voy por la calle con alguna bebida y me piden, se las regalo... pero plata... no

jueves, noviembre 09, 2006 10:22:00 a. m.  
Anonymous deapoco dijo:

lo que se quedó esperando el tipo es que le prepararas el sámbuche, o acaso el no fue claro?
si vos no le pones un poco de onda...
:)

jueves, noviembre 09, 2006 10:33:00 a. m.  
Blogger Mantis dijo:

Animal: Yo doy de vez en cuando, y también agarro (si me gustan) esos cartoncitos o tarjetitas con ositos y esas cosas, desde que estoy involucrado sentimentalmente. Casi siempre, termino dando alfajorcitos, galletitas y esas cosas. Me ha pasado lo de la botellita, y es por eso que ya no llevo bebidas en el tren. Si le doy, me quedo con sed, y si no le doy, me siento una basura.

Pero por alguna razón, no le doy al que me cae mal. Los pobres chicos que cantan a los gritos la misma canción de Chayanne o Soledad todo el tiempo (son varios grupos de dos criaturas que se turnan desde hace meses) no me van a sacar una moneda ni a patadas, porque creo que están siendo regenteados por un tipo que ni a pedir sale.

Deapoco: No es que haya ofendido, sino que, sinceramente, me dejó desorientado. No supe como reaccionar.

Hubieras visto que lindo pan... de esos que te tientan en las vidrieras de las panaderías... Al menos podría haberlo agarrado y dárselo luego a un perro, que se yo.

jueves, noviembre 09, 2006 10:49:00 a. m.  
Blogger Pesimista Necesario dijo:

Me ha pasado varias veces. Es lamentable. Gracias a esos estereotipos uno no confía más en nadie y a cada uno que te viene a pedir, tenga cara de ángel o no, lo sacás cagando.

Saludos

jueves, noviembre 09, 2006 11:18:00 a. m.  
Blogger Pitoti2 dijo:

Es que has dado con la clave que resuelve el problema. Estos tipos JAMÁS quieren lo que piden y generalmente juegan con la baja probabilidad de que lo solicitado esté a la mano del mangueado.
Yo vivo cerca de un hospital pediátrico y llegan hordas de pedigüeños con niños sucios y moquientos en brazos, pidiendo dinero para una receta (para lo que te muestran una fotocopia burda, ajada y mugrienta). Como tengo varios crios, en casa suele haber todo un stock de medicamentos pediátricos,por lo que siempre salgo con el medicamento en custión y salen solitos por la tangente.

jueves, noviembre 09, 2006 12:10:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Pesimista: No sé si cagando, pero uno termina pudriéndose y volviéndose peor tipo... que se yo... es que uno no puede ser el boludo, siempre. No da para que todos (y cuento a jefes, consultoras, políticos, estatales, ñoquis municipales, desamparados) vivan de uno.

Pitoti2: Usted se va a hacer fajar por vivo. Pero me da la sensación de que en algunos casos chamuyan.

Hay -por ejemplo- una mujer que está pidiendo leche especial para la hija que tiene los mismos cuatro meses, desde hace siete. No digo que la niña no haya crecido y dejado de necesitar leche, pero, viejo, actualizá el speech... y dejá de llorar siempre en la misma parte del discurso.

jueves, noviembre 09, 2006 12:27:00 p. m.  
Blogger Godsize dijo:

Un amigo conoce a un linyera que siempre le vende bolsas. El primer día que lo vio le preguntó el precio de las bolsas, a lo que el sujeto le respondió "Para el vino todo suma". De más está decir que la sinceridad le ganó 25 centavos.

jueves, noviembre 09, 2006 12:31:00 p. m.  
Blogger Lucho dijo:

paso por primera ves por acá y me gustó mucho...
suerte

jueves, noviembre 09, 2006 12:55:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Godsize: Y cirrosis. Bueno, pero sí, la mejor parte es la de los 25 centavos. Tiene usted razón en contar la anécdota de la manera en que lo hace.

Lucho: Bueno, gracias. Vuelva pronto, que a veces hay empanadas.

jueves, noviembre 09, 2006 1:52:00 p. m.  
Blogger Luciano dijo:

Esto pasa mucho che.
Pero los chicos te aceptan la comida, esos no mienten, tienen hambre nomas.
Vamos a romper el mundo?

jueves, noviembre 09, 2006 1:55:00 p. m.  
Blogger Cronida dijo:

A los que le doy moneditas gustosamente es a los que me entretiene con malabares mientras espero a la luz verde del semaforo. Hay unos pibes que hacen unas cosas re locas con unas naranjas. Y para que entregue mi botella mínimo me tengo que haber bajado 3/4 de su contenido, no da para quedarme con sed.

jueves, noviembre 09, 2006 2:01:00 p. m.  
Anonymous eli dijo:

Y sí, que se vaya bien a la mierda. Si tuviera hambre lo hubiera agarrado y se habría alejado ya con la boca llena.

jueves, noviembre 09, 2006 2:08:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Luciano: Si, seguro, por eso nunca me jode abrir la mochila y darle un alfajorcito que le va a servir más que a mí.

Cronida: Jjajajajaja... lo imagino antes de entrar al tren, o viendo acercarse al niño, chupando como un súcubo desenfrenado a fin de alcanzar la cuota acordada o menos. (¿vió la foto del "linyera"?)

Eli; Es que en una de esas tenía hambre y lo desilusioné, que se yo... por ahí quería un pan y plata... o que le diese un riñón.

jueves, noviembre 09, 2006 2:15:00 p. m.  
Blogger Cronida dijo:

Si si, me olvidé de comentar sobre la foto! Los playmobiles estamos invadiendo la güeb!

jueves, noviembre 09, 2006 2:18:00 p. m.  
Anonymous natalia dijo:

la mayoria de los que piden cuentan con esas personas que los ven o escuchan por primera vez o los que se los quieren sacar de encima rapido y por eso en enseguida le dan el cambio suelto. yo trato de no dar plata, pero si no tengo comida doy de acuerdo a cuanto le creo la historia.
a los chicos no les doy por mas lastima que den porque siempre creo que hay un mayor atras explotandolos

jueves, noviembre 09, 2006 3:43:00 p. m.  
Blogger mi otro yo dijo:

A una amiga y a mi uno de estos personajes nos pidio unas monedad frente a nuestra negativa nos dijo "si tuviera una moneda me la darias" asi a mi y a mi amiga.L respondi que si tuviera se la daría (para no decirle ni explicarle mis razones para no dar plata)pero mi amiga no tuvo mejor idea que decir no sé,puede que si. entonces este personaje la insulto a los gritos, empezo a maldecirla (nosotras rojas y mi amiga casi a punto de llorar)
Un desastre hasta que se fue a mi me dijo chau y a mi amiga le dijo a vos te vere con los gusanos.
Horrible la genralización que provocan en uno.

Saludos!

jueves, noviembre 09, 2006 3:51:00 p. m.  
Blogger el idiota dijo:

A mi me paso lo mismo; estaba almorzando con mi tapper cuando sali del laburo (8 de la noche) cuando me importuno un ciudadano con las mismas caracteristicas que usted describió muy bien. El chabon no me acepto la ULTIMA EMPANADA QUE ME QUEDABA!!!!! como vas a rechazar semejante gestoooooooooo!!!! era la ultima!!!! y yo te la ofreci!!! y me la despreciaste!!! Todo mal con vos loko!!!.
Pero bueno me siguio pidiendo plata hasta que me aburri y me fui a la mierda; me comi mi ultima empanana caminando hacia la parada del colectivo.
Pero man si te pones a pensar; estubo bien lo del chabon; imaginate si yo me estaba suicidando; tipo una ruleta rusa; pero con empanadas; y JUSTO la ultima empanada que me quedaba era la que tenia el cianuro...
Vos que intenciones tenias con el linyera que te vino a pedir un pedazo de pan??? no tendrias ganas de quitarle la vida a un Hijo de Dios no???

jueves, noviembre 09, 2006 4:42:00 p. m.  
Blogger Amperio dijo:

Pero, compañero, ¿cómo no va a entender los códigos de la sociedad capitalista? Lo que el linye buscaba era una moneda para comprar algo de su gusto y no un pan. Al faso de la parejita, lo agarró, ¿o no?
Ud. debería haberlo encarado cuando comenzaba a pitar y mirándolo a los ojos, decirle:
-Amigo mío. Te cambio ese cigarrillo por un beso. Es por tu salud.

jueves, noviembre 09, 2006 4:57:00 p. m.  
Anonymous Anónimo dijo:

Me pasaron cosas como esa, asi que a los que pasan pidiendo no le doy a ninguno, A los unicos que les tiro alguna moneda si tengo es a los artistas del tren que tocan (bien) la guitarra o las quenas o que cantan (bien).
Pero a los que piden.. no! ya me cansé de ver manzanas tiradas en el piso, sanguches desarmados y demas.

jueves, noviembre 09, 2006 5:43:00 p. m.  
Blogger Roberto Peturra dijo:

Don mantis le hubiese muy buena contestacion la suya, sepa q mi viejo tiene una lancha grande pero no tiene mucha plata ( ami no me larga un $ ni por asomo), solo q prefiere tener lancha a tener una casa mas comoda o un auto jeje...
Y viendolo desde algunos angulos hasta puede parecer un linyera ...

Saludos

jueves, noviembre 09, 2006 6:18:00 p. m.  
Blogger Roberto Peturra dijo:

Sepa disculpar don Mantis se me escapo un " le hubiese"

jueves, noviembre 09, 2006 6:19:00 p. m.  
Blogger Cruella De Vil dijo:

Ve?
Eso le pasa por bueno.
Psss...
Si habrá gente ingrata en el mundo!
Sea malo, canejo!
Es más redituable y no lo obliga a compartir nada con nadie.
He dicho.


PD: hyanhcvb
Insisto... es un compló.

jueves, noviembre 09, 2006 7:41:00 p. m.  
Blogger MissMalbec dijo:

Sólo les doy algo a los que me causan gracia...tipo malabaristas, mimos, sordomudos (con cartelito colgado del cuello) que te preguntan si te abren la puesta del taxi...

jueves, noviembre 09, 2006 8:19:00 p. m.  
Blogger Carolina dijo:

A menos que sea celíaco, por mí, se puede ir bien a la mierda.
Me morí, me morí y resucité xD

nodbkc
No odiábamos decir blanco, keríamos colorado.

jueves, noviembre 09, 2006 8:37:00 p. m.  
Blogger El Guz dijo:

Tal vez su necesidad no sea necesariamente comer, tal vez haya otras y pedir para comer sea más sensibilizador que pedir para comprar una remera o un jabón.

O capaz era un borracho pedorro.

En cualquier caso, ¿vos comiste de esas tostadas que, aun siendo pan, había tocado con sus manitas el linye?

jueves, noviembre 09, 2006 10:57:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Natalia: Un mayor explotándolos atrás, siempre hay, pero eso no impide que uno suelte una monedita de vez en cuando. Pero también está el hecho de que la pobre criatura, en caso de haber comido algo que uno le haya dado, va a darle todo al explotador, quien da por sentado que el pibe ya comió y ni va a pensar en invertir un centavo en víveres... es complicado.

Mi otro yo: "A vos te veré con los gusanos". A la pelota, que sofisticado, el tipo.

El Idiota: Si, que se yo. El tampoco te pidió "empanadas"... pero a mí me pidió "algo para un sánguche".

Amperio: Bueno, pero insisto, compañero. El tipo me había pedido un sánguche, y yo le dí casi un sánguche.

Taitapop: Que se yo... a los cieguitos me da cosa no darles. ¿quien les va a dar laburo? ¿Qué pueden hacer?

Peturra: Me desorientó lo del le hubiese, sí. Y no entiendo a su padre. Bueno, sí, yo tampoco tengo auto ni pienso en tenerlo: el único beneficio que le encuentro es eso de no darle el asiento a nadie, je.

Cruella: Pero, mujer... si usted sabe que soy un muchacho bueno como el pan. ¿No me queire así?

Missmalbec: Yo no tomo taxis, así que de esa me salvo. Pero si vienen con onda o por lo menos no se comportan a lo "tenés que darme, cerdo capitalista afortunado" largo algo.

Carolina: Menos mal lo de la resucitada... mire que si le pasa algo, me vua entristecer.

(lo del "Keriamos" fue ladri)

El Guz: Obvio, yo se lo dí en una bolsa de nylon, envuelto, y el tipo lo rechazó. Pero no lo iba a tirar: me había costado plata, estaba bueno, rico, fresco...

Si vieras las cosas que yo ví en el tiempo que laburé como gastronómico (en varios restaurantes, algunos importantes), te le animarías hasta al agua con verdín.

viernes, noviembre 10, 2006 9:17:00 a. m.  
Blogger Cruella De Vil dijo:

Yo le quiero igual.
Aunque le digo que una cuota de maldad es más que interesante.
Pruebe y después me cuenta.
MUEJEJEJE
=P

fnbfdeux

viernes, noviembre 10, 2006 8:24:00 p. m.  
Blogger Carolina dijo:

Ya me resigné.. si no me tomo ciertas licencias con las k, las x, las w, voy a terminar dejando de hacer esa boludez y no quiero.

ntmra
No te mueras! Respirá, Adelina!

sábado, noviembre 11, 2006 3:43:00 p. m.  
Anonymous cualquier boludo dijo:

"A menos que sea celíaco, por mí, se puede ir bien a la mierda"
Yo creo que los celíacos también tienen derecho a poder irse a la mierda.

domingo, noviembre 12, 2006 8:11:00 p. m.  
Blogger Mantis dijo:

Carolina: Ah... que viva. Obvio que dejar de hacer boludeces es más dificil que aprender otro idioma en el que las frases se adapten a las word verifications.

Cualquier Boludo: Usted me encanta... que quiere que le diga.

Saludos.

lunes, noviembre 13, 2006 8:51:00 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home